DÍA 4 QUE FUERA

La frase popular "Día 4 que Fuera" hace referencia a la víspera de las Fiestas de Moros y Cristianos de Villena.

Hasta los años sesenta, las fiestas comenzaban el día 5 de septiembre por la mañana con la Fiesta del Pasodoble, y fue en esa década cuando se añadió el pregón de fiestas. Por eso, el día 9, después de despedir a la Virgen por la mañana y de celebrar la entrada de Nuevos Capitanes y Alféreces; y el intercambio de bandas, por la tarde, la gente decía popularmente "día 4 que fuera", expresando así su deseo de que las fiestas empezaran de nuevo ese mismo día, es decir, que o terminaran.

Seguir leyendo...

¡Escucha!

Síguenos en...
Día 4 que FueraActualidad Cristianos IN MEMORIAN Ramiro Ruiz Gandía

IN MEMORIAN Ramiro Ruiz Gandía

 

¿QUÉ?

¿Qué es un pasodoble? El pasodoble o paso-doble es una marcha ligera utilizada en los desfiles militares, adoptada como paso dos reglamentario de la infantería, con una característica especial que hace que la tropa pueda llevar el paso ordinario: 120 pasos por minuto. La música que acompaña esta marcha posee compás binario y movimiento moderado y fue introducida en las corridas de toros. También se denomina pasodoble al baile que se ejecuta al compás de esta música.

Se conoce como pasodoble, el baile originado en España hacia 1533 y 1538. Utilizado en varias regiones para la celebración de eventos, es, además, uno de los pocos bailes de pareja que siguen arraigados hoy en día; está presente en muchas fiestas (verbenas populares) y sigue formando parte de la tradición de todas las regiones de España.

Si preguntáramos a un, músico lo definiría como lo hizo Ramón T. Berenguer, compositor  «… Musicalmente consiste en una introducción basada sobre el acorde dominante, a la que sigue una primera parte en el tono principal, y una segunda parte llamada «trío» que está escrita en la subdominante, en los pasodobles en modo mayor y el relativo menor, en los de modo mayor. Cada parte está precedida de cortas entradas (o introducciones) y, para finalizar, el trío, interpretado en «piano», se repite en «fuerte»…

Todas estas acepciones son correctas, académicas, y en muchos casos ininteligibles para neófitos en el arte musical. Pero si nos trasladamos al levante español pasodoble significa mucho más, significa fiesta, color, alegría, fallas, noches interminables de verbena. Y si aumentamos el zoom podemos saber lo que significa un pasodoble en una población como la nuestra, Villena, día cinco “La Entrada” .Villena ,”Amparito Roca” Estudiantes. Villena, romería, “La Morenica”.

Cuando vamos aproximándonos más al objetivo incluso cuando nos metemos dentro de él descubrimos historias, historias de personas y sentimientos, que con el tiempo son contadas de mil maneras diferentes, pero que evocan otros tiempos pero los mismos sentimientos. Nuestra historia debemos situarla en la década de los 70 y en la Comparsa de Cristianos, cuya realidad era la de una época de cambio y jóvenes que fieles a su tiempo afrontaron con energías renovadas la ilusión por la fiesta.

¿CUANDO?

Corría mediados de la década de los setenta, más concretamente el año 1976, época de cambios a nivel social, de jóvenes inquietos y con ganas de trabajar en todas las facetas de nuestra sociedad, la fiesta no podía ser menos, ya en las instituciones festeras se iban dejando ver caras e ideas que suponían un cambio de mentalidad con respecto a las establecidas, en nuestra comparsa en estos momentos ejercía como presidente D. Francisco Hernández Hernández ”Galbán”, presidente paternalista y protector  de cuya mano la comparsa fue pasando algunos de los años más duros, pero también más entrañables, su vicepresidente D. Pascual Mullor Sirera suponía la nueva generación, aquella que con arrojo y valentía fue realizando la “transición interna” de esta comparsa centenaria, cambio de traje, compra de la casa, y lo que hoy nos trae aquí la revolución musical de los desfiles cristianos.

Pascual Mullor y otros miembros de aquella directiva observaban con cierta envidia la creación en no pocas de las comparsas de Villena y de poblaciones limítrofes de composiciones festeras propias o en casos adoptadas , con las cuales dichas asociaciones se identificaban plenamente, y hacían que parte de ellas se convirtieran en un himno que les hacía sentir el orgullo de pertenecer a un grupo , Panchana y sus Maseros 1965, dedicado a su cabo mítico José Panchana, Amparito Roca, Pasodoble compuesto por Jaime Teixidor 1925 y adoptado por Estudiantes como himno oficioso de su comparsa, la comparsa de Cristianos se movía con cierta falta de identidad, se tenía una historia envidiable, una bandera, pero como si de un pueblo desplazado se tratase le faltaba la tierra propia en forma de casa, de local propio y un himno, un canto de unidad y modernidad que diera respuesta a nuevas generaciones, a nuevas ilusiones festeras, teniendo claro el objetivo Pascual fue uno de los impulsores de esta idea, la de crear ese pasodoble, el pasodoble..

¿COMO?

Como anteriormente detallábamos toda la historia comienza en el año 1976, estos años  la Comparsa de Cristianos tiene contratada a una Banda de la población de Bicorp, dicha banda recae en la comparsa después de formar parte como banda oficial en años anteriores de la comparsa de Piratas, en ella coincidían jóvenes músicos como podía ser Ramiro o Rafael más conocido por todos los cristianos como Rafa “el trompeta”, con otros veteranos como el propio padre de Ramiro, Virginio Ruiz, en estas asociaciones los parentescos familiares eran de lo más habitual, puesto que la música en la mayoría de los casos suponía un ingreso extra incluso primario para las economías de los integrantes de estas asociaciones.

Ramiro Ruiz contaba por entonces con 23 años, y una fuerza creativa arrolladora, que combinaba con sus estudios musicales, con las salidas con la banda de Bicorp, y sus primeros pasos en la composición. Llegado todo ello a los oídos de Pascual Mullor decide dar el paso y encargar al joven músico, su himno, el anhelo que de varios años a esta parte tenia clavado en la mente, y si bien Ramiro no podía venir a las fiestas de Villena por sus compromisos aceptó gustoso el reto.

Fue al año siguiente cuando se recibió una cinta con la primera grabación de lo que pasaría a ser “CRISTIANOS DE VILLENA”, Ramiro había conseguido crear una música, apasionante, joven, dinámica, llena del espíritu juvenil que el mismo poseía y que la Comparsa de Cristianos necesitaba , la cinta fue pasando de mano en mano por casi todos los integrantes de la comparsa y prácticamente el veredicto fue unánime, el gusto por la nueva composición fue inmediato, sus notas atraparon a esos cristianos ávidos de cambio.

VER PARTITURA

Así pues en la Entrada del día cinco de Septiembre del año 1978 veía  la luz el pasodoble CRISTIANOS DE VILLENA, en su hábitat natural las fiestas de Villena para las que fue creado, de la Losilla al Portón y en las filas de la comparsa fundadora de las fiestas, y por supuesto no podía ser menos por la Banda de Música la Lira de Bicorp, de la cual fue nombrado director ese mismo año su compositor, el joven Ramiro.

Resonó la trompeta de Rafa y sus compañeros,

Por primera vez de un millón de veces más,

Por primera vez de lo que lo haría en un millón de sitios más,       

Interpretando ese inicio cristiano.

RE.MI.FA.SOL.FA.MI.FA.MI.RE.

 

Tal fue el éxito de la partitura que el día nueve de ese mismo año numerosas comparsas y bandas de música pidieron las partituras a la comparsa de Cristianos para poder desfilar con ella, pasando a formar parte desde ese momento del repertorio habitual de un gran número de bandas de música.

Ese fue el comienzo de una historia diferente, contada con  una banda sonora propia, con un nombre propio. D. Ramiro Ruiz Gandía, y con un titulo, CRISTIANOS DE VILLENA.

VER DOCUMENTO

 

¿POR QUÉ?

Por qué en toda historia hay claros y oscuros, desencantos, malos entendidos y entuertos, y en esta no iba a ser menos, la composición estaba cerrada, el éxito fue manifiesto, pero por la época al igual que hoy los programas festeros y la audición en la radio local de ellos eran de obligada audición en las fechas próximas a las fiestas de septiembre, programas en los que los distintos pasodobles y marchas moras identificativas de  las distintas asociaciones festeras Villeneras preludiaban la cercanía de los días grandes de la población. Para ello era requisito imprescindible tener una grabación de las mismas en una buena calidad, evidentemente el pasodoble Cristianos de Villena de reciente creación no había sido grabado hasta el momento con los requisitos mínimos para poder ser reproducido por las ondas radiofónicas, así pues la misión fue realizar una grabación con las premisas necesarias, de lo cual se encargaría nuestra Laureada Banda Municipal de Villena, dirigida por entonces por D. Manuel Carrascosa, el cual al disponerse a interpretar y grabar el pasodoble de Villena decide realizar pequeños retoques, lo que comúnmente se conoce como arreglos, seguramente incluye algunos instrumentos más al disponer más variedad de los mismos la banda local y algún pequeño retoque en algunos pasajes. De esta manera y previa llamada telefónica, Ramiro da la autorización a estos arreglos al parecer necesarios para la grabación del pasodoble y su posterior emisión en los programas festeros radiofónicos.

Aquella inocente acción, trajo más de un entuerto, pues al parecer y como suele ser habitual en cualquier partitura el nombre del titular debería de seguir siendo D. Ramiro Ruíz, con la anotación al margen como arreglos de… en este caso D. Manuel Carrascosa. El tiempo pasó y la autoría del pasodoble fue apareciendo poco a poco como compartida entre los dos compositores llegando a la actualidad en muchas partituras a figurar el nombre de D. Manuel por delante del compositor de la misma, el joven autor sabiendo de su autoría y del hecho, de la inscripción de la partitura en el registro oficial SGAE con fecha de 22 de Junio de 1976, no puede más que molestarse por este hecho y máxime cuando al parecer desde la Comparsa de Cristianos se le daba más valor a los arreglos de Carrascosa que a la autoría del mismo, quizás el culpable fue el descuido, quizás la desidia o la falta de interés sobre el tema, el que llevó al olvido la parte más importante, la creativa, eran otros tiempos otras formas, pero lo cierto es que D. Ramiro Ruíz Gandía se sentía agraviado sobre todo ante la falta de reconocimiento por parte de la comparsa de probablemente su obra más popular.

Sería en el año 1989 cuando la Comparsa de Cristianos seguramente dándose cuenta del error cometido, quisiera reconocer el valor que Ramiro tuvo realmente en la historia de la comparsa haciéndole entrega de un cuadro honorífico como compositor del pasodoble Cristianos de Villena, en aquella entrega no estuvo él en persona y fue recogido dicho reconocimiento por su mujer, lo cual habla bien a las claras del desencanto del mismo por los hechos acaecidos.

No pasará el tiempo, no para el arte del artista. No pasara el tiempo  para aquellos que lo disfrutaron, no pasará el tiempo, pues si lo hiciera, más plácido sería en su compañía. Qué vida más triste si del arte me despojas, pues el tiempo pasaría tan lánguido que de una tortura se trataría, evoquemos  a aquellos que con sus pinceladas, notas o palabras nos aligeran y hasta alegran la existencia, disfrutémosles pues ello les hará inmortales.

¿QUIÉN ES RAMIRO RUIZ?

Ramiro Ruiz Gandía, nace en Bicorp (Valencia) un 19 de Abril del año 1953, tanto esta localidad, como la mayoría de las colindantes, Chella, Anna, y otras de la zona son vivero de músicos y agrupaciones musicales conocidas en el ámbito festero, así como el hecho de que su propio padre fuera músico no podía por menos que encaminar a Ramiro por el mundo de los pentagramas.

Resumiendo su amplio currículum podemos destacar que fue licenciado en música con la titulación de profesor de trompeta.

Diplomado en Historia del Arte por la Universidad de Valencia.

Cursó estudios de Aptitud Pedagógica C.A.P. por la Universidad de Valencia.

Igualmente tiene diplomaturas en Armonía, Guitarra, en Técnicas de Perfeccionamiento en trompeta en los años 1985 (Torrente), 1991 (Conservatorio Profesional de Música de Albacete), 1992 (Conservatorio Profesional de Música de Murcia).

Cursó estudios sobre Historia de la Opera en el siglo XIX, Renacimiento y  Barroco Musical, curso sobre Igor Stravinsky, curso de Estética y Teoría del Arte y curso sobre Historia de la Opera en el Siglo XX.

Profesionalmente fue Director de la Unión Musical la Lira de Bicorp y de la escuela de música, Director de la Sociedad Unión Musical de Alcudia de Crespins, así como de su escuela de música y profesor de trompeta y solfeo de la misma. Profesor de solfeo y conjunto coral de la Sociedad “La Nova” de Xativa. Profesor de trompeta en los conservatorios de Hellín y Ontiyent así como de música de cámara del mismo.

Profesor de música en diferentes institutos: Ontiyent, Benicasim, Ayora, Jalance y Elche.

Integrante  de diferentes agrupaciones musicales, Banda Metal, Orquestas, Quintetos, como de las orquestas en las que ha estudiado como lo fue de la Orquesta Filarmonica de la Universidad de Valencia.

Sus composiciones van desde el pasodoble, marchas moras y de procesión, sinfonías, etc…

Apariciones televisivas, como lo fueron, en Dossier, TVV en 1993 (orquestas de tradición y recuperación popular), finalista en composición de música ligera en Gente Joven TVE, 1979.

Primeros premios de composición en concursos de Alcoy, Elda, Cullera y Bocairente y premios a las asociaciones dirigidas por el mismo en diferentes localidades.

Algunas de sus composiciones en poblaciones como Bicorp, Elda, Alcudia de Crespins y Villena son Himnos de las fiestas en estas poblaciones y son de interpretación obligada.

Ramiro es un apasionado de la música festera y además de canciones, villancicos y sinfonías, es en este género donde destaca, como composiciones más conocidas podemos destacar:

Pasodobles: CRISTIANOS DE VILLENA, Estanislao Viola, Rafael Valenzuela, Bicorp, Alegrías en Valencia, Rafael Grau Penadés, Juan Miquel, Alcudia de Crespins, Unión Musical la Lira de Bicorp, Antonio García Serra, La Canal, José Javier Pastor, El Fester, Virginio Ruiz (dedicada a su padre).

Marchas Moras: Bicorp Musulmana, Al Ben Bucar, Alabra, Alamir y Realistas Elda 1988.

Marchas cristianas: Bucaneros, Desfila la Legión.

 

Ramiro Ruiz fallece el día 16 de Mayo del 2011 

 

EL TEXTO.

La música, las notas, la melodía la tenemos, pero la cultura popular es sabia o por lo menos un tanto tozuda y siempre se ha nutrido de chascarrillos, anécdotas y bromas, la alegría de épocas en las que a falta de otras diversiones acunaban tertulias animadas, cánticos “pascueros” con letras inventadas que en cada localidad hacían referencia a la singularidad del lugar y gentes que las habitaban, esto hacía que ningún lugareño quedara sin mote, ni melodía sin cantata, seguramente irresistible debería ser aquellas notas que en su estribillo se repetían hasta memorizarlas como un martilleo utilizado en desfiles, verbenas y reuniones de lo más variopinto. A este respecto curiosa es la forma en la que nuestro pasodoble pasa a tener la letra que actualmente conocemos. El famoso día de los pasodobles en el que la Banda Municipal interpreta composiciones de las diferentes comparsas fue motivo de especial reunión para los socios de la comparsa de Cristianos, pues se estrenaba en dicho concierto el pasodoble Cristianos de Villena, entre los numerosos asistentes tenemos que destacar a Pepe “el ruso”, y Antonio Poveda “girulo”, Pepe estando junto a su amigo girulo le comenta que aquel pasodoble parece que no le terminaba de gustar, a lo cual Antonio no estando de acuerdo le discutió tal aseveración, al tiempo comenzó la interpretación del mismo y Antonio improviso el siguiente estribillo.

Salir niñas al balcón,

Y mirar con atención,

Porque vais a ver pasar,

Porque vais a ver pasar

De Villena lo mejor.

En lo que actualmente supone la tercera estrofa y siguientes en aquel momento lo cantó de la siguiente forma…

Salir niñas al balcón,

Salir niñas al balcón,

Salir niñas al balcón,

Porque te estaré esperando,                   

Salir niñas al balcón,

Pero sin el camisón.

Tal fue el éxito de estas estrofas que su amigo Pepe no pudo por más que reconocer, palabras textuales: “girulo”, esto es otra cosa, así sí que me gusta.

Una vez más la inventiva de Antonio fue acertada, no en vano fue fiel a la fama que le precedía, en aquella época circulaba entre los Cristianos un cántico que decía: Los Cristianos en Villena, cuando van de procesión llevan a Galván por santo y al “girulo” por pendón.

Sin duda ello refleja el carácter abierto de este cristiano mítico.

Posteriormente, Alfredo Rojas completo la letra del pasodoble dejándola como en la actualidad se conoce.

Salir niñas al balcón,

Y mirar con atención,

Porque vais a ver pasar,

Porque vais a ver pasar,

De Villena lo mejor.

Los Cristianos aquí están,

Van luciendo su blasón,

Sal a verlos desfilar,

Sal a verlos desfilar,

Y a cantar nuestra canción.

Cuando desfila el cristiano

Va pasando por las calles el más veterano;

El que lleva por corona

Ir luciendo su donaire junto a la Patrona.

La comparsa que más suena

Y es orgullo de Villena.

 

GRACIAS.

Es curioso cómo surgen las ideas, cómo podemos apasionarnos en unos minutos por una historia que hasta el instante anterior a escucharla nos es desconocida, como de una conversación cuasi nocturna por tardía y más próxima a la madrugada que al ocaso, se pueden ver vidas y personas con historias que entrelazan tiempos y lugares distantes en una común pasión.  

Todas y cada una de las palabras con las que ha sido escrito este articulo han salido del corazón, por ello es posible que algunas de ellas no sean las adecuadas, pero son las que quería decir.

Todas ellas van dedicadas en primer lugar a la memoria de D. RAMIRO RUIZ GANDÍA, verdadero protagonista de la misma, de esta y de muchas historias que año tras año se producen en una localidad llamada Villena con una banda sonora llamada CRISTIANOS DE VILLENA.

Por supuesto a su compañera y esposa Jerónima,  a sus hijas Laura, Susana y a tu pequeño, que con tanto cariño nos recibisteis en vuestra casa, y que nos permitisteis conocer al músico, al esposo y al padre. A Rafa, “el trompeta” persona querida y recordada en este su segundo pueblo y en esta su comparsa.

Gracias también a la familia de Antonio”girulo”, por su disposición a colaborar con su comparsa abriéndonos las puertas de su casa siempre que lo requerimos. 

 

GRACIAS.

 

Compartir

Francisco Úbeda Navarro

Cronista Comparsa de Cristianos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies