DÍA 4 QUE FUERA

La frase popular "Día 4 que Fuera" hace referencia a la víspera de las Fiestas de Moros y Cristianos de Villena.

Hasta los años sesenta, las fiestas comenzaban el día 5 de septiembre por la mañana con la Fiesta del Pasodoble, y fue en esa década cuando se añadió el pregón de fiestas. Por eso, el día 9, después de despedir a la Virgen por la mañana y de celebrar la entrada de Nuevos Capitanes y Alféreces; y el intercambio de bandas, por la tarde, la gente decía popularmente "día 4 que fuera", expresando así su deseo de que las fiestas empezaran de nuevo ese mismo día, es decir, que o terminaran.

Seguir leyendo...

¡Escucha!

Síguenos en...
Día 4 que FueraActualidad A revueltas con la Sede Social. Asociación Junta de la Virgen De Las Virtudes

A revueltas con la Sede Social. Asociación Junta de la Virgen De Las Virtudes

Desde luego que tener una sede social, es fundamental para cualquier tipo Asociación, como punto de encuentro y reunión. Como “conclave”, para la tomar decisiones y se capaces de  aglutinar esas reuniones de directivos, que dan luz verde a tantas decisiones que tienen que ver con el día a día de cualquier grupo de personas que persiguen un fin común.

Incluida nuestra Agrupación Mariana. Una asociación con “solera”,  fundada en 1839, denominada oficialmente Asociación de Ntra. Sra. María de las Virtudes, aunque sea conocida en Villena como Junta de la Virgen.

Una Asociación que surgió hace mucho tiempo para atender y suplir las atenciones de Santuario. Una labor que realizaba la Orden Agustina hasta 1835, cuando se aplicó la ley conocida como la Desamortización de Mendizábal. Así pues en el boletín oficial de la Provincia número sesenta y cinco, se insertaba la Real Orden de su Majestad la Reina Gobernadora de 25 de julio sobre la extinción de monasterios y Conventos. En esa orden estaba comprendido el Convento de San Agustín extramuros, ubicado en el Santuario de Nuestra Señora y Patrona María Santísima de las Virtudes. Una decisión que se aplicó en el cabildo del consistorio villenense el  22 de agosto de 1835.

A partir de esa fecha, cuatro años más tarde, el 18 de abril de 1839, el ayuntamiento nombra una Junta para que, junto al capellán, se encargase de la administración y de los bienes del Santuario, así como fomentar el culto a la Sagrada Imagen. La primera Junta fue presidida por el Sr. Alcalde y fue disuelta alegando ineficacia en la gestión. Un año más tarde, en mayo de 1840, se crea una nueva Junta formada por dos regidores y cuatro personas ajenas al consistorio, reservándose el Ayuntamiento el derecho de Patronazgo del Santuario, el nombramiento de capellán y  mover la Sagrada  Imagen. Y así es como hemos llegado hasta nuestros días.

Estatutariamente, un siglo después, en 1931 se crea La Asociación de Ntra. Sra. Mª de las Virtudes que reglamentariamente se constituyó en 1933 y fue inscrita en el Gobierno Civil a efecto de la ley de Asociaciones el 27 de Abril de 1934. Ante ciertas indecisiones gubernamentales, en el año 1945 se produce la redacción por parte del consistorio de acta del Patronato, delegando las funciones administrativas en favor de la Asociación.

Asimismo fue erigida Canónicamente en la Parroquia de Santiago por el Excmo. y Rvdmo. Sr. Obispo de la Diócesis el 17 de Agosto de 1946 aprobando el reglamento que más tarde fue reformado en abril de 1953, siendo este último el que consta en el Archivo Municipal, y que estuvo en vigor hasta 1979. Tras esta etapa, se confeccionaron dos nuevos estatutos, uno en el año 2002 y el más reciente, adaptado a la normativa diocesana y desarrollado en 2016, que cuentan con las correspondientes aprobaciones, eclesiásticas, y gubernamentales, y que ha llegado hasta nuestros días.

Una asociación que cuenta con el auspicio del MI Ayuntamiento de Villena, siendo el Sr. Alcalde miembro nato, asistiendo a la Asambleas Generales o en su ausencia delegando en cualquier miembro de la corporación.

La Junta de la Virgen en la actualidad es una asociación que cuenta con capacidad y personalidad jurídica propia, pudiendo actuar en nombre propio, con el respeto y la observancia a los cánones religiosos y civiles. Y será por ello, que hace casi 20 años decidió adquirir una sede social.

En el caso de Junta de la Virgen, nuestra sede social tiene menos historia que la de nuestra Asociación. Para empezar diremos que se sitúa en la calle Revueltas… que no tiene nada que ver con insurrección, motín, rebelión o revolución… pero sí, tal como suena esta en un callejón de Villena denominado Revueltas. ¿Sabían que existía una calle con ese nombre?… ¿Sabrían decir donde está?…

Pues bien, es una calle íntimamente ligada a la antigua muralla de la ciudad y situada muy cerca de la Arcedianal Iglesia de Santiago Apóstol. Una calle de “servicios”, sobre todo en fiestas, bastante olvidada y situada a la espalda de la Calle Corredera. Una sede social en una calle poco transitada, que semana tras semana, observa con estupor y asombro, aparte de concentraciones de jóvenes en su entorno, la llegada de directivos y directivas, que se suelen dar cita para hablar sobre el futuro de esta Asociación decana en nuestra ciudad.

Una sede social que tiene la historia “justa”,  ya que tradicionalmente la sede “oficial” de la Junta de la Virgen siempre ha estado en los Salones de Santiago, las instalaciones de Santuario, en sus antiguas celdas y su salón “Regio”, entre otro lugares. Una casa cuya escritura de compraventa, fue realizada hace muy poco, en el año 2005, aunque su compra fue gestada un año antes, en 2004.

Y es que el 1 de marzo de 2004, reunida la Junta del Patronato de la Fundación de Nuestra Señora María de las Virtudes y asistiendo la totalidad de los componentes de dicha Junta, autorizan la venta de la casa de la calle Revueltas a la Asociación de la Virgen de las Virtudes, siendo secretario D. Juan García Más y presidente D. Bernardo García-Forte Amorós. Dos Asociaciones Marianas, la Fundación y la Junta, que se asemejan en sus nombres, pero que jurídicamente son totalmente distintas.

Paralelamente en la Junta de la Virgen se realizaron las actuaciones y consultas oportunas, para poder llevar a cabo con éxito la operación. Así pues, en la Asamblea ordinaria de día 28 de febrero de 2004 y según consta en las actas de nuestra Asociación, se pidió consentimiento a la Junta General para proceder a su compra, la cual la autorizó, facultando al Presidente la realización de las gestiones pertinentes y así consta en dicha acta, siendo secretario el que suscribe este artículo, Antonio López Rubio y presidente, D. Antonio Hernández Hernández, conocido por todos como “el ruso”.

Y así el 11 de noviembre del año 2005 nos dimos cita en la notaria de la Ronda estación, Asociación y Fundación,  para llevar a cabo la escritura de compraventa mediante un denominado “pacto de subrogación en la hipoteca del transmitente”, entre estas dos asociaciones marianas.

Y básicamente fue así como se gestó la adquisición de esta casa que posee la Junta de la Virgen y que hace uso como sede social. Una casa pequeña, humilde, perdida entre el “callejeo” villenense, pero que desempeña un papel fundamental y muy necesario, para llevar a cabo desde nuestra Asociación las celebraciones Patronales, las de Moros con Cristianos, nuestras queridas y añoradas Fiestas de la Virgen.

Toni López.
Cronista Junta de la Virgen.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies