DÍA 4 QUE FUERA

La frase popular "Día 4 que Fuera" hace referencia a la víspera de las Fiestas de Moros y Cristianos de Villena.

Hasta los años sesenta, las fiestas comenzaban el día 5 de septiembre por la mañana con la Fiesta del Pasodoble, y fue en esa década cuando se añadió el pregón de fiestas. Por eso, el día 9, después de despedir a la Virgen por la mañana y de celebrar la entrada de Nuevos Capitanes y Alféreces; y el intercambio de bandas, por la tarde, la gente decía popularmente "día 4 que fuera", expresando así su deseo de que las fiestas empezaran de nuevo ese mismo día, es decir, que o terminaran.

Seguir leyendo...

¡Escucha!

Síguenos en...
Día 4 que FueraActualidad Microrrelato: Ahora van y me dicen que llueve en fiestas

Microrrelato: Ahora van y me dicen que llueve en fiestas

Autora: Andrea Estevan Navarro
Cronista Comparsa del Bando Marroquí

Ahora van y me dicen que llueve en fiestas… Y el mundo se me viene abajo. Encima he invitado a mi amiga madrileña contándole lo mágnifico que es todo en nuestros días grandes y aunque ella no está preocupada, a mí me comen los nervios. Sólo imaginarme las calles mojadas una tarde de día 5, que ella no pueda ver a nuestros vecinos en todo su esplendor, al trabajo de empresas de escuadras especiales que trabajan durante todo el año, en que no sólo se mojen las calles de confetis y serpentinas, si no sea una mezcla de agua, papel y charcos, me tiene inquieta. En los músicos que vienen de fuera y que pensarán: -Madre mía, lluvia en los Moros y Cristianos de Villena, prepárate instrumento que te vas a mojar, porque estoy seguro que no suspenden el desfile a no ser que caiga el diluvio universal. Y esos cargos que esperan todo el año para desfilar por nuestras calles, todo preparado en su perchero, que van a ver como los días se vuelven grises en vez de que un sol radiante bañe las calles de la ciudad, y la abuela que con tanto cariño cose cada centímetro del traje de villenera de su nieta, ya está pensando en que si el traje enconjerá o se emborronarán los colores de la falda… La directiva ya está preparando plan B para los socios, si no salimos a la calle, la fiesta nos la montamos en la Comparsa, los músicos tocarán todos los pasodobles y marchas moras para que no falte ambiente festero bajo techo. Cada año trae lo suyo, y nunca mejor dicho, no llueve a gusto de todos, pero mira que no habrá días en el año para llover. Hasta le he escrito un tweet a Roberto Brasero y me ha dicho que no nos libramos aunque le recemos a la “virgencica”. Pero yo tengo una teoría, no muy fiable pero que me sale del corazón… La lluvia que cae, sale directa de los ojos de todos aquellos que no están aquí, y lloran por no poder disfrutar de sus fiestas a nuestro lado.

Andrea Estevan Navarro

andreaestevannavarro@gmail.com

Cronista Comparsa Bando Marroquí

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies