DÍA 4 QUE FUERA

La frase popular "Día 4 que Fuera" hace referencia a la víspera de las Fiestas de Moros y Cristianos de Villena.

Hasta los años sesenta, las fiestas comenzaban el día 5 de septiembre por la mañana con la Fiesta del Pasodoble, y fue en esa década cuando se añadió el pregón de fiestas. Por eso, el día 9, después de despedir a la Virgen por la mañana y de celebrar la entrada de Nuevos Capitanes y Alféreces; y el intercambio de bandas, por la tarde, la gente decía popularmente "día 4 que fuera", expresando así su deseo de que las fiestas empezaran de nuevo ese mismo día, es decir, que o terminaran.

Seguir leyendo...

¡Escucha!

Síguenos en...
Día 4 que FueraActualidad Microrrelato: 1988 – 2018 Flashbulb memories

Microrrelato: 1988 – 2018 Flashbulb memories

Autor: Francisco Ribera Sevilla – Cronista de la Comparsa de Labradores

Saludar desde el carro del abuelo convertido en carroza, vistiendo un traje de su prima de Valencia, había sido hasta la fecha su única experiencia real en el mundo festero. Efímera sensación de una única tarde al año, que pronto se esfumó al dar paso la niñez a la adolescencia y heredar el traje su hermana pequeña.

– ¡Cuántos años esperando para poder disfrutar como ellos! – pensó al escuchar el Pregón esa mañana de día 5.

Lo tenía todo preparado para salir por primera vez. Sólo restaba disfrutar del ambiente familiar y festero durante la comida, vestirse y salir por primera vez a la calle con el traje oficial.

– ¿Te sabes la letra del pasodoble? – le preguntó de sopetón su hermano sin dejar de dar sorbos al trabado caldo con las “pelotas” todavía humeantes.

– ¡Claro, claro! – afirmó vagamente en un tono poco convincente.

La verdad es que ella siempre solía liarse con los días de la letra. Confusión que reía a carcajadas su hermano cada vez que se lanzaban a cantar confeccionando su propio calendario. Pero ahora ya era tarde para erudiciones, pues su espera estaba a punto de finalizar. Ese día 5 de 1988 iba a ser memorable.

– Mejor dejarse llevar… que los números vendrán solos – pensó camino del inicio de La Entrada.

Y así fue como sintió la ausencia de rival el día 5 cuando desfiló con su comparsa por la Corredera. No faltó a la diana del día 6, haciendo por primera vez el giro final en la plaza. Recordó el día 7 que su hermano siempre le recordaba con sorna que no se iba a segar. Y finalmente gozó acompañando con su farol a la Patrona el día 8.

Hoy, treinta años después, una hechicera “flashbulb memories[1]” le sorprende tarareando inconscientemente, en el momento menos esperado, el pasodoble emblema de su comparsa.

___________________________
[1]Las “flashbulb memories” se definen como recuerdos vívidos, intensos,  con una fuerte carga emocional. Son memorias sobre sucesos altamente impactantes por la repercusión individual y/o social que implican.

Francisco Ribera Sevilla

cronistasvillena@gmail.com

Cronista de la Junta Central de Fiestas de Moros y Cristianos de Villena

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies